Cómo atender un cliente según su nivel de satisfacción

    1. Cliente satisfecho y de buen humor. No interferir en su compra/consumo. Facilitar su experiencia de consumo. Actuar con rapidez y agilidad.
    2. Cliente satisfecho y de buen humor. Sabe lo que quiere. No requiere más información. No interferir con su compra, el cliente prefiere una atención rápida, sin dilaciones, sin demoras, sin más información. Tiene todo lo que necesita.
    3. Cliente insatisfecho y de buen humor. No sabe lo que quiere. Requiere información. Ayudar en su compra. Dedicarle el tiempo necesario y brindar la información requerida. Es un cliente que desea ser atendido con su debido tiempo.
    4. Cliente insatisfecho y de mal humor. Enojado o con quejas. Actuar de manera serena intentado realizar los siguientes pasos:
    • Llevarlo a un espacio distinto, alejado del resto de clientes.
    • Escucharlo y dejar que el cliente cuente toda su problemática, se desahogue.
    • No interrumpirlo, ni intentar justificar nada durante el momento del desahogo.
    • Intentar detectar durante el enunciado de la problemática del cliente algún punto que nos permita retomar el tema para lograr un acercamiento o solución a su problema.
    • Una vez que el cliente descargó su enojo, empatizar, indicar la comprensión por parte nuestra, disculparse y trabajar en una solución si fuera posible. Si no fuera posible una solucióna su problema, tomar nota de lo ocurrido, disculparse nuevamente e intentar compensar lo ocurrido con algún premio a nuestro alcance (invitar parte del consumo, por ejemplo)